Crear cuenta Mailrelay Crear cuenta Mailrelay Crear cuenta Mailrelay

Emprende desde 0: tu plan de negocio

Publicado por Celia en diciembre 3, 2015

Llegados a este punto hemos establecido los pilares de tu proyecto, ya sabes si tu idea es viable o no, a quién te diriges, cómo conectar con ellos y la mejor forma de adaptar tus productos o servicios a sus necesidades para resolver sus problemas.

En la entrada anterior analizamos tus fortalezas con la colaboración de Leticia del Corral, gracias a ella descubrimos cuáles son tus puntos fuertes, cómo desarrollarlos, ponerlos a trabajar para ti consiguiendo, con ello, ofrecer una imagen de marca más sólida, coherente y rentable.

Quedó pendiente el tema de las debilidades. Quiero hablarte de cómo realizar tu propio análisis DAFO de una forma muy sencilla antes de pasar al tema de hoy: Tu Plan de Negocio Personalizado.

FOTO PRESENTACIÓN 1.5

1.- ANÁLISIS DAFO

DESCARGAR FICHA 6

Como ves, la ficha es muy sencilla. Cuatro cuadros dónde tienes que anotar:

ANÁLISIS EXTERNO: Oportunidades Y Amenazas

Esas circunstancias exteriores que afectan a nuestra marca/idea pero no dependen directamente de nosotros.

Oportunidades: Los factores positivos de nuestro entorno que pueden favorecer el desarrollo de nuestra actividad.

Entre estas oportunidades podemos analizar las tendencias (puedes recurrir a Google Trends), también nos será de gran ayuda tener clasificado a nuestro lector ideal, dentro de su nicho y saber donde encontrarlo, como ya hemos visto en los puntos anteriores.

Amenazas: Las situaciones negativas de nuestro entorno que pueden poner en peligro el correcto desarrollo de nuestra idea.

En este punto, tendríamos que analizar nuestra situación económica y comprobar que es la adecuada para poder materializar nuestras ideas y lo que ya está haciendo nuestra competencia directa dentro de nuestro mismo nicho.

ANÁLISIS INTERNO: Fortalezas Y Debilidades

En el análisis interno de nuestra idea o marca tenemos que encontrar ese “algo” que nos ayude a marcar la diferencia respecto a las empresas/marcas ya existentes de nuestro mismo sector.

Este análisis ya no depende de factores externos que no podemos controlar directamente, sino de situaciones que están bajo nuestro control y podemos potenciar y trabajar.

Fortalezas: Lo que podemos ofrecer a nuestros clientes/lectores que nos hace diferentes del resto.

Tenemos que buscar algo original, personal y distinto que, aunque se encuentre dentro de una actividad ya existente, destaque por algo. ¿Qué te hace diferente y cómo potenciarlo? Si repasas la ficha del punto anterior con Leticia del Corral, seguro que encuentras la respuesta.

Debilidades: Las barreras y obstáculos que nos impiden alcanzar satisfactoriamente nuestra meta final.

Son esos problemas internos que, una vez identificados, podemos solucionar, mejorar e, incluso, evitar. Si conseguimos prever, durante nuestro análisis de debilidades, posibles obstáculos que encontraremos en un futuro, estar preparados para hacerles frente y solucionarlos será mucho más sencillo.

De esta manera podemos diseñar una estrategia para resolver posibles crisis de marca. Así que dedica el tiempo necesario a estudiar tus fortalezas y debilidades, te alegrarás en el futuro, te lo aseguro.

Y ahora sí, vamos a por nuestro Plan de Negocio. Yo uso el método CANVAS, mucho más creativo y visual. Igual de útil que el Plan de Negocio Tradicional para comprobar la viabilidad de nuestra idea.

2.- EL MÉTODO CANVAS

DESCARGAR FICHA 7

1.- PARTNERS CLAVE

Son aquellas personas, empresas u organizaciones que pensamos que pueden ayudarnos a materializar nuestras ideas y sacar adelante nuestro negocio. Pueden ser desde familiares y amigos de toda la vida que crean en nuestra idea, hasta otros blogueros o expertos en cualquier materia, o incluso posibles inversores.

Dedicar tiempo a investigar a nuestra competencia, aquellos que se dedican a lo mismo que nosotros, puede ayudarnos a saber quienes les ayudan y/o patrocinan a ellos e intentar conseguir esa misma ayuda.

2.- VALOR AÑADIDO

¿Qué te hace especial y diferente de los demás? Actualmente en internet hay muchísima oferta de servicios muy parecidos. En mi caso, hay un montón de profesionales que se dedican al diseño gráfico y el marketing.

El desarrollo de este punto es muy importante para destacar entre los demás y poder materializar tu idea. Y muy personal. Párate a pensar en cada aspecto de tu idea:

¿Qué ofreces?
¿Cómo lo ofreces?
¿A quién se lo ofreces?
¿Quién más ofrece eso mismo?
¿Puedes mejorarlo?
¿Cómo puedes mejorar su propuesta de valor y diferenciarte?

3.- SEGMENTACIÓN

Identificar a tu cliente ideal. Aquel al que realmente le interesa tu marca/servicio/producto. Es muy importante, antes de lanzar tu negocio/marca o al principio de tu recorrido, saber identificarlo correctamente:

Edad
Sexo
Situación personal
Nivel socio-cultural
Estilo de vida
Nivel económico
Aficiones

Ya hemos trabajado mucho sobre este punto, por lo que solo tienes que revisar tus fichas y pasar la información a tu Plan de Negocio.

4.- ESTRUCTURA DE COSTES.

Los gastos reales de tu empresa.

Por ejemplo, los míos son:

Ordenador nuevo.
Tableta gráfica.
Disco duro portátil.
Dominio y alojamiento web.
Manuales de diseño gráfico.
Cursos profesionales de diseño gráfico, negocios, redes sociales y marketing.

Analiza tus gastos reales, aquello que has invertido en tu empresa/marca. Algunos pueden ser puntuales (en mi caso el ordenador, la tableta y el disco duro), pero otros pueden ser periódicos (dominio, manuales, cursos…). Te será muy útil saber cuanto vas a necesitar invertir mensualmente en el desarrollo de tu idea, sobre todo para ponerte las pilas en encontrar colaboradores o inversionistas si es necesario.

5.- ESTRUCTURA DE INGRESOS.

A través de qué medios entrará dinero a tu negocio, qué piensas vender o producir.

Al principio, puede que tus ingresos sean inferiores a tus gastos. Si es así, tienes que tomar una decisión antes de seguir adelante:

¿Puedes asumir esos gastos? ¿Necesitas buscar urgentemente una fuente de financiación?

Recuerda que otro punto importantísimo en el momento en el que empieces a tener beneficios es invertir adecuadamente esos ingresos en el crecimiento de tu negocio.

No tengas miedo en invertir en una buena cámara de fotos si eres repostera o tienes una pequeña tienda online. Ni en cursos de formación que te ayuden a mejorar cada vez más. Piensa que eso no son gastos, sino inversiones de futuro que te traerán beneficios a largo plazo.

Y tu sueldo, por supuesto. Cuando empieces a ver beneficios, ¡no te olvides de ti! . Mínimo un 30% de los beneficios, pásalos directamente a tu cuenta personal. Te lo has ganado ¿no crees?

6.- ACTIVIDADES CLAVE:

Muy relacionado con el valor añadido. Ya has encontrado lo que te hace diferente, esa es una de tus actividades clave en la que tienes que trabajar para mejorar y desarrollarla adecuadamente. Pero… ¿qué actividades adicionales necesitas para conseguirlo?

En mi caso, una vez que he descubierto que mi valor añadido es dedicarme en cuerpo y alma a conocer de verdad a las personas que me confían un diseño especial, mi actividad clave secundaria es ser aún más cercana y atenta con ellos. Y por supuesto, en las redes sociales.

Piensa qué actividades pueden ayudarte a mejorar tu valor añadido y hacerlo crecer.

7.- RECURSOS CLAVE:

Aquello que necesitamos realmente para el desarrollo de nuestro negocio. Pero de verdad, aquellos recursos sin los que no podemos seguir adelante.

¿Necesitas de verdad un obrador para dar clases de repostería creativa? ¿O un estudio en el centro para diseñar, en mi caso? Seguramente de momento no…

¿Qué necesitas realmente tú? ¿Qué es de verdad imprescindible para empezar a hacer realidad tu idea?

8.- RELACIÓN CON LOS CLIENTES:

No me gusta nada la palabra cliente. Puede que sea porque, por mi forma de trabajar, termino creando un vínculo especial con cada uno de ellos.

Pero esto es un plan de negocio y hay que usar la palabra cliente. No hay otra. Así que seguimos.

Ya hemos creado el perfil de nuestro cliente clave. Ahora toca buscarlo, saber donde está y acercarnos a él.

Establece un vínculo real con tu cliente. Esfuérzate en conocerle, pregúntale, hazle sentir especial, no como una simple fuente de ingresos.

9.- CANALES:

¿En qué redes sociales crees que se mueve tu cliente?
¿Visita foros especializados, cuáles?
¿Asiste a eventos donde puedas encontrarle?

Ya sabes cómo es, su estilo de vida, clase social… Pues métete en su piel y usa Google para buscar lo que crees que él buscaría. Muévete por donde él se mueve. Regístrate en foros, comenta, hazte perfiles en las redes sociales que frecuente y sé tu mismo. Aprende a reforzar tus fortalezas, confía en tu potencial y desarróllalo sin miedo.

¿Cómo vas a comunicarte con él? ¿Email, redes sociales, blog? Es muy importante que establezcas un canal adecuado para comunicarte con él y afianzar la relación para que no se enfríe y termine olvidándose de ti.

FOTO001

Y para terminar ¡sorpresa! Invitada especial. Eva, de Mamá Convergente , una mujer estupenda que ha sabido hacer de sus fortalezas una propuesta de valor increíble.

Usando sus propias palabras: Soy Eva, tengo treinta y cuatro años y me dedico a crear y desarrollar proyectos valiosos para mujeres. Te invito a conocerla porque es fascinante: http://www.mamaconvergente.com/sobre-mi/

No pude evitar en ella para la redacción de esta entrada porque gracias a un taller que realicé con ella en Madrid, entendí lo que era un Plan de Negocio y fui capaz de realizar el mío propio.

Te dejo con ella:

PREGUNTA– Hoy en día los blogs como herramienta de marketing empiezan a pisar fuerte en España, pero he detectado que la gran parte de las blogueras con las que trabajo y que quieren profesionalizarse, no saben cómo empezar y no tienen ni idea de qué es un plan de empresa y cómo puede ayudarlas a fortalecer su idea.

¿Puedes darnos unas pautas básicas y sencillas sobre todo lo que un Plan de Empresa puede aportar a una pequeña empresa o marca personal?

E.G.– En los últimos años me centro en micronegocios startup. Una startup es una empresa que se mueve en un entorno incierto, por tanto, sus planes tienen que ser técnicos, a corto plazo y con capacidad para adaptarse a la realidad. Yo sugiero planes muy sencillos, basados en el modelo canvas, que guíe a la empresaria con una serie de pautas y unos objetivos técnicos viables en el corto y medio plazo.
Lo fundamental para mí en todo tipo de empresas es centrarse en los procesos.

PREGUNTA– A veces, el problema es la complejidad. Yo misma cuando diseñé mi Plan de Empresa creí volverme loca. Sobre todo en el punto en el que tienes que analizar el entorno socio-económico y cultural en el que va a moverse tu empresa.

A la hora de buscar datos estadísticos estuve a punto de tirar la toalla y no entendía demasiado bien el verdadero objetivo de un informe tan detallado. Soy más del CANVAS. ¿Puedes explicarnos brevemente la diferencia entre ambos y para qué tipo de negocio es recomendable usar cada uno de ellos?

E.G.– Como explico más arriba, el problema es que te mueves en un entorno incierto, con un tipo de empresa para el que los datos de sector son muy difíciles de obtener y, por tanto, predecir la marcha de la misma es casi imposible.

Una plan de empresa tradicional es lo que usaría, sin duda, una fábrica. Hoy día, en cualquier negocio que no sea en sectores tradicionales y entorno tradicional, uso el canvas sin ninguna duda.

Pero en una fábrica, un bar, un supermercado… En esos tipos de negocio es imposible quedarse solo con el canvas, hay que hacer el plan de empresa y, sobre todo, el plan financiero.

PREGUNTA– Otra de las respuestas que me encuentro a menudo es: Si no voy a pedir financiación ¿para qué necesito un Plan de Empresa? ¿Cómo voy a saber cuánto voy a facturar en los próximos cinco años si todavía ni he empezado a vender nada?

Y es que las dudas no son buenas consejeras cuando das los primeros pasos para hacer realidad tu idea. ¿Puedes contarnos tu experiencia diseñando planes de empresa ajustados a la realidad?

E.G.– He hecho cientos de planes de empresa en varios sectores, incluida la fabricación. Es muy difícil la parte productiva si no es fabricación o empresas ya asentadas.

Es muy complejo… En otros sectores, es más complicado ajustar. Lo normal que hacemos es tomar un beneficio mínimo viable que sería lógico obtener y, a partir de ahí, ver cuánto tenemos que vender según nuestros gastos para obtenerlo (acaso que tengamos otros datos o ya tengamos algo contratado).

Con eso obtendría el punto de equilibrio. Y a partir de ahí, en las predicciones de años venideros, usaría las tendencias de crecimiento del sector. En todo caso, varía muchísimo según el sector del que estemos hablando, modelo de negocio, etc…

Como consejo a las empresas online, consultar los indicadores de ONTSI en España, imprescindible para fundamentar las tendencias del plan de empresa (http://www.ontsi.red.es/ontsi).

PREGUNTA– Y, por último, una vez que tienes diseñado tu Plan de Empresa ¿qué hacer con él? ¿evoluciona con la vida de la empresa o es algo estático a lo que ceñirse para alcanzar el éxito esperado? Sobre todo si lo has presentado para conseguir algún tipo de ayuda o financiación…

¿Puede cambiarse sin más como sucede con un Análisis DAFO?

E.G.– Del plan de empresa derivan los planes técnicos y cuadros de mando. La herramienta del cuadro de mando con los indicadores y las mediciones oportunas pueden ser muy útiles.

Creo que los planes de empresa sirven para tomar grandes decisiones y de ellos depende, en muchos casos, la supervivencia de empresas en crisis.

Por ejemplo, se puede sacar la conclusión, al hacer un estudio de mercado y analizar las ventas y gastos de la empresa, de reducir los gastos y realizar un esfuerzo de inversión por la explotación (para ello es útil tomar los indicadores del ICEX: http://www.icex.es/icex/es/navegacion-principal/exportadoreshabituales/informacion-de-mercados/simulador-costes-de-establecimiento/index.html).

Para las empresas que comienzan es útil ver, año a año, la evolución de los indicadores.

Pero, sobre todo, es útil para tomar un tiempo y pensar en la empresa. Hacer un stop y ver cuál es la marcha y diagnosticarla. Y, con ello, tomar las medidas adecuadas para llevarla a otro lugar.

De nuevo, diría que depende de la empresa y del sector. No es lo mismo una tienda online, que una fábrica o un hotel. Depende mucho del tipo de empresa que estemos trabajando.

Para una empresa pequeña o microempresa en entorno incierto, soy más dada a recomendar un canvas y un plan de acción para un año. Un análisis de mercado y un buen mentor para el empresario si necesita guiarse en un mercado que no controla demasiado.

Quizás la información es un poco difusa, pero es que es complicado dar la solución exacta a cada empresario y cada empresa. Creo que no hay receta válida para todos. Cada sector, modelo de negocio, entorno y empresario tiene que buscar su timón y su rumbo.

Es difícil llegar a buen puerto si se va a la deriva.

FOTO002

¡Muchas gracias por tu tiempo, Eva! Con la cantidad de proyectos que tienes entre manos es estupendo que hayas podido regalarnos unos minutos de tu tiempo. ¡Eres la mejor!

Y tú ¿Qué te parece? ¿Te das cuenta de todo lo que has avanzado ya?

Tienes tu idea definida, tu público fichado, tu producto o servicio testado, tus fortalezas y debilidades analizadas y desarrolladas y ahora tu propio Plan de Empresa… ¡Y en solo un mes! Pero eso no es lo más importante de todo esto, lo realmente estupendo es que ¡lo has hecho tú sola! Todas las fichas que tienes entre tus manos son fruto de tu trabajo, esfuerzo, dedicación e ilusión.

Estás un pasito más cerca de ver cómo tu idea se hace realidad. Y ahora llega tu turno, ya sabes que mi objetivo es poder personalizar cada una de las secciones y transformar esta serie de entradas en una comunidad activa de blogueras y emprendedoras valientes ¡así que no te cortes y comenta! Cuéntame cómo ha evolucionado tu idea y en qué punto te encuentras.

INFOGRAFÍA PUNTO 1.5.

RESUMEN PUNTO 1.5

Volver al índice: Emprende desde 0

Suscríbete al blog y recibe los mejores contenidos semana a semana:







Acepto la política de privacidad.



Comentarios

  1. Patricia

    Genial, conciso y directo al grano. Empece mi aventura en el 2013,y lo hice asi, con un DAFO y un CCanvas, y sigo trabajando con éxito logrando la vida que deseo y muy contenta con mis amigos-clientes. Mi valor es crear la pagina we de tu negocio completa, no solo la apariencia, sino el enfoque al cliente ideal con los textos estratégicos que motiven e inicien el proceso de la compra. Todos los clientes con los que empecé siguen trabajando y son parte de mi orgullo, la construcción de la web es la vía por la que muchos empiezan a dar forma a su negocio y las palabras, los textos que venden son fundamentales. Mil gracias, comparto este post por todas mis redes, un placer.

    07/12/2015 - 12:12:22 Publicar una respuesta
    • Celia

      ¡Hola, Patricia!

      Veo que eres de las que empezaste la casa por los cimientos y eso se nota cuando el proyecto crece, ya que no se tambalea como cuando se empieza sin tener claros los puntos principales.

      ¡Me alegro mucho!

      Muchas gracias por tu aportación y nos leemos por aquí 😉

      14/12/2015 - 11:30:44 Publicar una respuesta
  2. ALVARO PINTO FERNANDEZ

    Un escrito muy ilustrativo para hacer un plan de negocios, con conceptos claros. Los planes de negocios convencionales son muy largos , quitan mucho tiempo y energias , se necesita algo mas sencillo pero con Ideas Claras, Gracias .

    03/12/2015 - 13:53:06 Publicar una respuesta
    • Celia

      El Plan de Negocios tradicional es muy complejo, no es necesario hacerlo para según qué negocios, aunque tampoco está de más tenerlo presente.

      Todo depende de los objetivos del proyecto, pero el canvas es un estupendo punto de partida.

      Como bien dices: sencillo pero con ideas claras.

      ¡Saludos y Gracias!

      14/12/2015 - 11:32:01 Publicar una respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Menu Title